ABIAN Zurekin - Asamblea General

Gipuzko Buru Batzarra

Noticias

Compartir
28/09/2021

Toca pisar el acelerador para que la reactivación económica y social llegue a todas las personas

En un contexto de clara mejoría de la pandemia, el refuerzo de los servicios sociales y el desarrollo de proyectos que garanticen “a futuro la competitividad y la cohesión social” serán las principales prioridades del diputado general
Toca pisar el acelerador para que la reactivación económica y social llegue a todas las personas

El diputado general de Gipuzkoa, Markel Olano, ha anunciado que, cuando abordamos la superación de los meses “más oscuros” de la pandemia y “caminamos hacia la normalidad”, ha llegado “el momento de pisar el acelerador”, con el fin de reforzar la recuperación económica y social y hacerla extensiva a “a todas las personas y sectores”, para lo que ha anunciado que la Diputación recurrirá a todas las herramientas a su disposición. Según ha añadido, toca “pasar de la recuperación a la activación y consolidar las bases que sustenten la competitividad de nuestra economía a largo plazo” a través de nuevas inversiones en los proyectos estratégicos de Etorkizuna Eraikiz, que buscan avanzar hacia este objetivo.

El diputado general ha hecho estas declaraciones en el pleno de política general que se ha celebrado hoy en las Juntas Generales de Gipuzkoa, donde ha recordado que, en los últimos meses, el objetivo principal del gobierno foral ha sido apoyar a “las personas más vulnerables” ante el virus, es decir, a las personas mayores, así como a quienes más están sufriendo “las consecuencias económicas y sociales de la pandemia”. “En la última crisis conseguimos que las desigualdades sociales no aumentaran. En esta ocasión también nos proponemos este mismo objetivo”, ha manifestado.

68 millones para MUBIL, Natur klima y Adinberri

Olano ha expresado que, durante el presente curso, la Diputación impulsará “con especial fuerza” los proyectos estratégicos previstos, para poder seguir manteniendo en el futuro “una economía competitiva y una sociedad cohesionada”. Así, tras la puesta en marcha en los últimos dos años de los centros ZIUR (ciberseguridad industrial), LABE (gastronomía digital), 2deo (audiovisuales) y Arantzazulab (innovación social), el diputado general ha anunciado inversiones por más de 68 millones en estos cuatro proyectos principales: en la construcción de la sede definitiva del Centro de Nueva Movilidad MUBIL, en la construcción de los centros Naturklima (cambio climático) y Adinberri (envejecimiento saludable), y en el Laboratorio de Innovación Lingüística y Social Badalab. De hecho, ha previsto que la primera piedra de MUBIL se instale en el primer semestre de 2022, mientras que la construcción del centro Adinberri dará comienzo también a lo largo del año que viene, en el barrio de Trintxerpe de Pasaia.

Asimismo, el diputado general ha anunciado que, a estos últimos proyectos, cuyo diseño y ejecución ya se encuentra avanzado, se les añadirán otros dos nuevos proyectos. El primero de ellos, Quantum, tendrá como objetivo convertir a Gipuzkoa en “referente” de las tecnologías cuánticas, una iniciativa “pionera” con potencial para generar una docena de nuevas empresas, 500 empleos directos y 2.000 empleos indirectos. El segundo proyecto, denominado Gantt, busca posicionar a nuestro territorio en el ámbito de las biociencias, mediante tratamientos innovadores basados en terapias avanzadas, aprovechando la presencia en Gipuzkoa de empresas como Viralgen y VIVEbiotech. Se pretende atraer proyectos empresariales y fondos de inversión especializados internacionales a Gipuzkoa, entre otras iniciativas, escalando nueve empresas que constituirán “un ecosistema industrial avanzado”.

Olano ha subrayado que “así, tanto en el ámbito de la tecnología cuántica y las biociencias, promoveremos dos polos punteros, con el objetivo de situar a Gipuzkoa a nivel mundial en estos dos sectores de futuro, creando cientos de puestos de trabajo y posibilitando oportunidades de empleo a jóvenes cualificados que se están formando en las universidades”.

En el ámbito económico, el diputado general ha recordado que, tras la puesta en marcha del Plan Ekonomia Indartuz en abril del 2021, dotado de subvenciones, medidas fiscales e inversiones por importe de 95 millones, la Diputación ha fijado cuatro prioridades a futuro, que serán determinantes “para fortalecer un modelo industrial y socio-económico propio” del territorio. En primer lugar, se tratará de acelerar la transformación digital de las empresas; en segundo lugar, garantizar la creación de “empleo de calidad” de cara al futuro; en tercer lugar, profundizar en la apuesta por una Gipuzkoa “más innovadora e inteligente” de la mano de la especialización inteligente; y, por último, activar “el talento y liderazgo” guipuzcoano para mantener el arraigo del tejido económico.

A todo ello hay que añadir el proyecto Elkar Ekin Lanean, una estrategia orientada a la inserción social y laboral de la población en riesgo o situación de exclusión. El objetivo es ofrecer a estas 38.000 personas un “empleo digno e inclusivo”, tal y como ha subrayado el diputado general, para lo cual el proyecto promueve fortalecer “un sistema colaborativo” entre las instituciones, las empresas y el sector de servicios sociales. “No hacemos una mera lectura política. Nuestra gestión está orientada a la acción y transformación. Por ello, la herramienta Elkar Ekin Lanean podría ser muy útil a la hora de abordar también la cuestión migratoria, pues ayudará a dar respuesta a la realidad de las personas que vienen de fuera a vivir entre nosotros y nosotras”, ha señalado Olano, precisando que entre 2021 a 2023 la Diputación destinará 36,6 millones a esta iniciativa.

A través de todas estas medidas, la Diputación Foral ha puesto en marcha una estrategia de “transformación digital, verde y social” en Gipuzkoa a medio y largo plazo. “Este esfuerzo mantenido durante décadas nos ha permitido disponer actualmente de una importante red de infraestructuras en conocimiento, tecnología e investigación. Esto nos sitúa en una buena posición para la obtención de fondos del programa europeo Next Generation. Somos optimistas”, ha añadido.

Cuidados a largo plazo

El diputado general ha recordado que, con el fin de reforzar las políticas sociales de cara al futuro, la Diputación ha puesto en marcha la Agenda 2020>2030, que diseña un escenario post COVID-19 y tiene por objetivo “fortalecer” los servicios de atención social en este contexto, estableciendo “una hoja de ruta” para todo el territorio. El primer fruto de este trabajo ha sido un plan de acción para los próximos dos años, que recoge 10 ejes estratégicos, 37 actuaciones y 65 acciones concretas.

Ha avanzado que “se está haciendo un esfuerzo especial por dar un paso cualitativo sólido en torno a los cuidados a largo plazo, en colaboración con el ámbito sanitario, social y comunitario”. Son ejemplo de ello iniciativas como Etxean Bizi, el refuerzo de los “cuidados en el hogar”, así como los “ecosistemas locales de cuidados” que se están desarrollando en diversos municipios. Además, según ha subrayado, la institución foral “va a seguir desarrollando nuevos modelos residenciales que permitan vivir, si no en casa, sí como en casa”. Para ello, crearemos unidades convivenciales más pequeñas, de 12 a 18 personas. Con esta lógica, se fomenta que las residencias tengan un ambiente hogareño y familiar”, ha añadido.

Según ha afirmado el diputado general, “para hacerlo posible, resulta necesario fortalecer los lazos comunitarios, vincular la comunidad con los cuidados a largo plazo”. “En definitiva, se trata de trabajar y consolidar el modelo propio de Gipuzkoa. Fomentar la colaboración con el tercer sector para el fortalecimiento de la comunidad, para situar a Gipuzkoa en la vanguardia de los cuidados. Realizar un esfuerzo especial de fortalecimiento comunitario, de fomento del voluntariado y de empoderamiento social a través de diferentes proyectos piloto”, ha completado. 

El diputado general también ha destacado el valor de “la gobernanza colaborativa” como elemento “clave”, tanto para profundizar en las políticas sociales del futuro como en la transformación necesaria en el ámbito económico. “La globalización ha limitado notablemente la capacidad de transformación de las estructuras políticas. El desarrollo de un pueblo o comunidad política está condicionado, más allá de las estructuras políticas, a otras estructuras y también a múltiples agentes económicos y sociales. Esta situación nos lleva a superar las condiciones de gobernanza que hemos conocido en el pasado, para profundizar en la legitimidad democrática y ganar capacidad de transformación en las políticas públicas. Este es el objetivo de la gobernanza colaborativa”, ha reflexionado

En este sentido, el diputado general ha considerado que las enseñanzas obtenidas durante la pandemia han confirmado que la apuesta por Etorkizuna Eraikiz ha sido positiva, ya que ha posibilitado ir “más allá del día a día” y abordar “procesos de respuesta colectiva” que nos han permitido responder con más eficacia a los retos del territorio. Por ello, Olano ha querido destacar las aportaciones realizadas través de diferentes espacios de este programa: los cuatro think tanks deliberativos, Gipuzkoa Deep Demonstration, Udal Etorkizuna Eraikiz –recientemente constituido–, la Mesa Política constituida con las Juntas Generales y Arantzazulab.

Condoloencias y solidaridad

Precisamente, el diputado general ha reflexionado sobre la importancia de la colaboración a la hora de afrontar la pandemia. “La prioridad ha sido hacer frente a la situación de emergencia, con un objetivo claro: salvar vidas y puestos de trabajo” y, en su opinión, Gipuzkoa ha hecho frente a esta época difícil “gracias a la colaboración”. “Tanto en el ámbito social como en el económico. Este es el modelo Gipuzkoa, basado en la gobernanza colaborativa y que nos ha permitido responder con solidez a esta pandemia”, ha manifestado.

Por ejemplo, según ha subrayado, el trabajo realizado por la “sólida red” creada en colaboración con el tercer sector. “En la base de todo, ha habido un objetivo principal: proteger a las personas más vulnerables frente al virus, es decir, a las personas mayores” ha indicado, señalando como ejemplo las más de 120.000 PCR preventivas realizadas en las residencias de mayores en colaboración con DYA Gipuzkoa, los centros de referencia habilitados para enfermos de COVID-19 y las más de un centenar de medidas recogidas en el Plan de Choque de servicios sociales. Todos tenemos familiares, amistades o personas cercanas que lo han pasado mal, o que ya no se encuentran entre nosotros y nosotras. Quiero reiterarles nuestro dolor y nuestro apoyo desde esta tribuna”, ha añadido, en recuerdo de las 340 personas fallecidas en las residencias de mayores.

Olano ha continuado su intervención elogiando el trabajo realizado durante todos estos meses por la comisión LABI, en la que se han tomado las medidas necesarias para combatir la pandemia, siguiendo las recomendaciones de los expertos y expertas en la materia. Frente a las “posturas egoístas y negacionistas” que se han extendido en los últimos meses, ha reivindicado el valor del “conocimiento científico” y ha destacado la necesidad de ayudar a las jóvenes generaciones a “profundizar en la cultura democrática”. Ha planteado este objetivo para que “nuestra ciudadanía, y sobre todo la juventud, crea profundamente en la democracia, tenga capacidad crítica, participe en la comunidad y huya de las tentaciones totalitarias”.

Necesidad de un nuevo estatus político

Finalmente, el diputado general ha subrayado la importancia del sistema vasco de autogobierno y se ha mostrado partidario de “defender y poner en valor nuestro sistema institucional”. Según ha recordado, el Estatuto de Autonomía de Gernika actualizó los derechos históricos de nuestro país, lo que, más allá de obstáculos y estrategias centralistas, ha supuesto para la sociedad vasca un “alto nivel de calidad de vida”. “Debemos seguir defendiendo la legitimidad del autogobierno vasco, buscando los acuerdos necesarios, pero sin renunciar a la voluntad de la sociedad vasca de decidir su propio futuro”, ha manifestado, defendiendo que Euskadi necesita “desarrollar su propia vía para dar cauce a la voluntad democrática y al respeto a su carácter nacional”.

“Debemos garantizar disponer de herramientas transformadoras para construir el futuro de nuestro pueblo. El gobierno español ha dado a la gestión de la pandemia y de los fondos europeos un enfoque recentralizador, lo que ha acentuado aún más la necesidad de un nuevo estatus político”, ha concluido.

Para finalizar, el diputado general ha "tendido la mano" a los grupos junteros a la hora de abordar desde la colaboración "los desafíos que tenemos de cara al futuro". “Ahora que estamos dejando atrás la pandemia, tenemos que pisar el acelerador en tres ámbitos: las políticas sociales, la economía y el empleo y la estrategia para hacer frente al cambio climático. Con más fuerza que nunca. Colaborando. Para que la recuperación llegue a todas las personas lo antes posible y a todos los sectores de nuestra economía y nuestra sociedad. Estoy convencido de que Gipuzkoa tiene futuro y os animo a que trabajemos conjuntamente en su construcción”, ha concluido.

Compartir

Destacados...

Noticias más vistas...

YouTube