Gipuzko Buru Batzarra

Noticias

Compartir
30/08/2018

La sede de bomberos de Garbera acoge ya la Central Unificada de Coordinación de Emergencias de Gipuzkoa

Finalizadas las distintas las obras de ampliación y equipamiento, la nueva Central Unificada de Coordinación de Emergencias de Gipuzkoa, ubicada en el parque de bomberos municipal de Garbera es ya una realidad. Las nuevas instalaciones son el fruto del convenio de colaboración suscrito en agosto de 2017 entre el Ayuntamiento de San Sebastián y la Diputación Foral. Las dos instituciones iniciaron a principio de la legislatura un proceso de reflexión y trabajo compartido con el fin de mejorar y potenciar un servicio público fundamental para la sociedad como es la atención a las emergencias a través de una central unificada.
La sede de bomberos de Garbera acoge ya la Central Unificada de Coordinación de Emergencias de Gipuzkoa

Las nuevas instalaciones han sido inauguradas hoy por el diputado general, Markel Olano y el alcalde de San Sebastián, Eneko Goia.  A la inauguración han acudido también el diputado de Gobernanza y Comunicación con la Sociedad, Imanol Lasa y el concejal de Protección Civil Martín Ibabe, ambos responsables de los Departamentos de las dos instituciones con competencia en Extinción de Incendios, así como los cargos los responsables de los dos servicios, el Jefe del servicio foral de bomberos Arkaitz Orbegozo y el Director del servicio municipal, Imanol Andonegui.

El coste total del proyecto asciende a 579.107,26 euros, lo que incluye la redacción del proyecto técnico, la ejecución de las obras de ampliación y acondicionamiento, y la dotación de medios materiales. Las obras han corrido a cargo de la Diputación, que ha sido la responsable de licitar y adjudicar los trabajos, y proveer de suministros, equipos y servicios necesarios. El Ayuntamiento, por su parte, ha permitido actuar al ente foral en el espacio físico del parque de bomberos de Garbera con el objeto de habilitar el espacio para la nueva Central y albergar además al personal de bomberos que en ambas administraciones realiza labores de coordinación y gestión de emergencias.

Según han destacado Goia y Olano, la apuesta de ambas instituciones por sumar esfuerzos y sinergias permitirá eliminar o reducir duplicidades administrativas, procurará un mejor uso y racionalización de los medios y recursos actuales, y al mismo tiempo minimizará los tiempos de activación conjunta, facilitando las labores de coordinación entre ambos servicios de bomberos, y  fortaleciendo y mejorando así las labores de recogida de información, comunicación, registro, gestión y coordinación de los recursos operativos durante las emergencias.

Según el Diputado General, la puesta en marcha de la Central supone “un paso importante” en el desarrollo del plan estratégico Gipuzkoa Babestu 20_30 y de cara a avanzar hacia la futura “unificación a nivel operativo" de los dos servicios de bomberos del territorio. Este plan, realizado por los propios responsables técnicos del servicio, fue presentado el pasado 13 de junio en las Juntas Generales y, una vez tenidas en cuenta las aportaciones de todas las formaciones políticas, se aprobará en el próximo Consejo de Gobierno de la Diputación.  Prevé la creación de dos zonas operativas de bomberos, Ekialde (Este) y Mendebalde (Oeste), que contarán con sus respectivos parques centrales, y que conllevará la apertura de nuevos parques y la reubicación de algunos de los actuales para aprovechar la nueva red de infraestructuras del territorio, de forma que los bomberos pueda llegar en menos de 15 minutos desde sus bases a prácticamente todos los municipios guipuzcoanos, y con más recursos a todos ellos.

“El Servicio Foral de Bomberos fue diseñado en los 80, y desde entonces ha habido numerosos cambios tanto en la red de carreteras como en la tipología de los incidentes, por lo que estamos poniendo las bases de la atención a las emergencias del futuro en Gipuzkoa, priorizando la seguridad de la ciudadanía y la calidad y la eficacia del servicio”, ha explicado.

El alcalde de Donostia / San Sebastián, por su parte, ha señalado que la nueva sede "mejorará la coordinación y optimizará los medios operativos" de Gipuzkoa, por cuanto que permitirá acometer "de manera conjunta" muchas de las intervenciones del territorio, con una mejor y más eficaz utilización de los recursos públicos. Todo ello redundará "en un mejor servicio a la ciudadanía, especialmente en las intervenciones más  sensibles y urgentes. Así, el alcalde donostiarra ha subrayado que la coordinación entre ambos cuerpos "viene siendo efectiva desde hace tiempo, como hemos visto en recientes actuaciones de extinción de incendios", pero este nuevo centro permitirá que la proximidad física y la conjunción de dispositivos "suponga un paso más hacia esa convergencia que, sin duda, llegará". Goia ha agradecido la disposición de los responsables operativos, que ha permitido que este nuevo centro que se ubica en la sede del servicio municipal de incendios de Garbera sea ya “una realidad en pleno funcionamiento".

Sistemas innovadores

Dada la importancia que va a tener la nueva Central unificada para la gestión de todas las emergencias del territorio, a la hora de construir y diseñarla se ha hecho una apuesta conjunta por la calidad y la innovación de todos y cada uno de los sistemas, tanto en lo que se refiere a aspectos constructivos y de confort del personal, como de adelantos tecnológicos en medios informáticos, comunicaciones y gestión de las emergencias. Así, se han renovado todos los equipos informáticos y se han incluido un equipo de gestión de comunicación CECOCO que cuenta con un integrador de comunicaciones, y un VideoWall que permite a los operadores y al Jefe de Guardia una visualización del Sistema de Información Geográfica (GIS) y hacer un seguimiento de las intervenciones y de los recursos operativos.

La nueva instalación amplia considerablemente las superficies físicas y la capacidad operativa de las antiguas centrales que ambas administraciones mantenían en sus respectivas dependencias. Se han preparado y equipado hasta 7 puestos de operador de emergencias que permiten gestionar y hacer frente a una posible multiplicidad de actuaciones simultáneas o eventuales catástrofes o grandes emergencias que pudieran surgir, llegando a triplicar la capacidad que ambos servicios mantenían por separado.

Se encuentra ubicada en la planta baja del edificio de oficinas del parque de Garbera, próxima a la sala de gestión de crisis del propio parque, y vinculará y reforzará ambos espacios, permitiendo gestionar las grandes emergencias de una forma mucho más eficiente. Además, junto a la nueva central se ha habilitado una zona auxiliar de descanso y servicios, y un despacho para el jefe de guardia del operativo de bomberos, figura que en el futuro también se pretende unificar, mejorando y potenciando así el soporte técnico actual que tiene el personal operativo de ambos servicios.

Integración operativa

La puesta en marcha de la instalación marca un hito en la integración operativa entre las centrales de avisos de ambos servicios, que se llevará a cabo de forma gradual. El personal de ambos servicios se ha trasladado ya a la nueva Central, pero mantendrán en un inicio el sistema de  trabajo paralelo, si bien, al compartir un mismo espacio y medios, mejorarán y se facilitarán los apoyos y refuerzos puntuales que sean necesarios. Esta fase de trabajo conjunto paralelo, que está prevista se prolongue durante los próximos meses, es necesaria para proceder a la adecuación de procesos, procedimientos y herramientas informáticas comunes que permitan el trabajo en equipo utilizando un mismo sistema y modelo de gestión de la emergencia.

En ese sentido, la Diputación ha realizado además una inversión en un nuevo sistema de gestión de emergencias más moderno y adecuado a las circunstancias actuales que será compartido en el futuro por ambos servicios, y se encuentra actualmente en fase de ajuste e implantación. Se estima que ya en 2019 ambos servicios podrán realizar de forma conjunta y unificada sus servicios de recepción y gestión de avisos y comunicaciones.

Una vez la Central opere al 100% de forma unificada, todas las emergencias serán recibidas, conocidas, gestionadas, informadas y coordinadas de manera conjunta con independencia de la administración que posteriormente las atienda, lo que permitirá actuar con mayor previsión y antelación, especialmente en el caso de emergencias de gran magnitud, profundizando en la coordinación operativa y el apoyo mutuo entre los dos servicios, y consiguiendo una respuesta de medios más rápida y eficaz. Recibirá anualmente las más de 5.000 llamadas de emergencias que requieren la asistencia de bomberos en Gipuzkoa, y gestionará de forma conjunta la activación de uno u otro servicio, o incluso ambos en los casos que sea necesario para hacer frente a incidencias de especial gravedad.

Un elemento clave

Las centrales de coordinación y comunicación de bomberos son un elemento fundamental, al constituir el primer eslabón de entrada de los avisos de emergencia, y la base y el centro neurálgico de la recogida de información, la gestión y la toma de decisiones para la coordinación de los recursos operativos que deben hacer frente a dichas incidencias.

Estos centros trabajan 24 horas/365 días y realizan, entre otras, las siguientes funciones: reciben los avisos de emergencias que se registran en SOS DEIAK; clasifican las emergencias en tipología y magnitud; activan los recursos y medios necesarios de los parques de bomberos afectados; traspasan la información a los recursos activados; geolocalizan y ubican el incidente en el mapa y determinan la ruta y los accesos más convenientes; se comunican en todo momento con el mando y los recursos actuantes; se coordinan con otras agencias afectadas; movilizan y piden medios y recursos adicionales a solicitud del mando de la intervención; localizan los hidrantes o puntos de abastecimiento de agua más cercanos y en definitiva dan soporte y apoyo técnico y logístico a todos los recursos operativos que se encuentran actuando.

Estas funciones son imprescindibles para que los bomberos lleguen cuanto antes y con las condiciones óptimas para hacer frente de forma eficaz a cada incidente y puedan desempeñar su trabajo de forma adecuada y coordinada con el resto de recursos actuantes. Además realizan labores auxiliares muy importantes en la gestión diaria de los parques y sus medios y recursos: avisos de mantenimientos y reparaciones, recogida de avisos, gestión documental del personal (altas, bajas, modificaciones, etc.), preparación de diversos tipos de informes, recepción de la comunicación interna del parque, o gestión de flota y de recursos operativos.

Compartir

Destacados...

Noticias más vistas...